ColumnistasCovid-19 y Derechos de la Infancia

Carlos Riedel16 octubre, 2020
Dillon

Llevamos casi más de la mitad del año en cuarentena, conviviendo con el encierro y con medidas sumamente restrictivas.

Hace un tiempo atrás hablábamos del miedo entendiéndolo como una emoción, dentro del grupo primario, que se vuelve adaptativa.

El temor que sentimos frente a algunas situaciones, en particular frente al contexto actual ha hecho que estemos alertas frente a situaciones de riesgo y así adherimos a las pautas de protección para evitar contagios.

Sin embargo, no debemos ignorar que el miedo es utilizado, muchas veces como herramienta de sometimiento y control de las masas.

La comunicación y el modo en que se informa a la población se vuelve determinante en la instalación de realidades que no siempre tienen un origen que se respalde por fuentes veraces y avaladas científicamente.

Lo cierto es que desde el inicio de la pandemia se han instalado algunas realidades que distan de su fundamento científico.

En principio se ha dicho que los niños son quienes con más preponderancia hacen a la circulación del virus y son quienes en efecto contagian a los adultos, por ese motivo son los que cumplen con el castigo más severo de este aislamiento, alejando los de sus entornos de socialización, cómo la escuela, centros artísticos, clubs y sobre todo lugares de esparcimiento.

Se ha decidido de manera arbitraria el cierre de espacios públicos y plazas.

¿Cuál es el fundamento?

Será que son una serie de medidas arrebatadas por el desconocimiento?

Hasta el momento se han realizado una serie de estudios que dan cuenta que aquellos niñxs contagiados por Covid -19, no han contagiado a sus contactos estrechos en el ámbito familiar ni escolar. En efecto la transmisión del virus en los niñxs tiene un efecto muy bajo.

Entonces, ¿por qué se castiga a los niñxs? ¿ Por qué se atenta contra sus derechos? ¿Por qué se ha instalado una emoción tan profunda como el miedo en lxs madres, padres y cuidadores?

Del mismo modo que se ha desposeído a una mujer embarazada por parir del derecho de estar acompañada en el parto, de separarla de su bebé durante las primeras horas, que ya sabemos es sagrada por las implicancias en el vínculo y con el contacto externo.

Inclusive anular las posibilidades de la lactancia materna, solo por desconocimiento, ya que las últimas investigaciones han determinado que la lactancia materna provee anticuerpos para Covid -19. Entonces ¿por qué separar?

La realidad nos indica que estamos frente a una Pandemia y quienes forman parte de grupos de riesgo deben tomar medidas más estrictas.

Que las medidas de prevención deben ser el lavado de manos con agua y jabón así como el distanciamiento físico.

Ser conscientes de nuestras acciones pero también aprender a convivir con esta realidad sin que el miedo nos avasalle y haga que tengamos conductas sin sentido.

Siempre infórmate y consulta fuentes confiables.

Lic. Pamela Aguilera
MP:20542

Lic. Julia Civitelli
MP: 20507

Fuentes Consultadas:
*RCPCH Covid - 19 - Research Evidencie Summaries 01/09/2020.
*PEDIATRICS Covid 19 Transmisión AND Children: The Child is not to Blame. Benjamín Lee AND William V. Raszka. Augusto 2020.
* José María Paricio Talayero - Médico Pediatra
x